La búsqueda de fuentes de energías renovables es el objetivo que se persigue desde hace mucho tiempo. Tanto es así que constituye el artículo 7 del Programa de las Naciones Unidas para el Desarrollo (PNUD) 2030. Los paneles solares se han convertido en una de las opciones favoritas para aprovechar la energía solar y generar energía limpia, en aras de que en las próximas décadas se pueda tener un mundo mucho más sostenible, consciente y que disminuya el uso de combustibles fósiles. ¿Pero es esta idea del todo cierta? ¿Acaso sus ventajas se han exagerado y ha quedado en el olvido la basura de paneles solares?

Diversos estudios han demostrado que los paneles solares puede que no sean tan ecológicos y beneficiosos como se cree. En los últimos tiempos se ha revelado una cara oculta detrás de esta tendencia: los residuos de los paneles solares. ¿Qué pasará con ellos una vez que cumplan su ciclo de vida útil? ¿Generarán tantos desechos tóxicos y contaminantes que se convertirán en el nuevo problema de la Humanidad y del planeta? ¿O, en su lugar, los residuos de los paneles solares son algo que no debe preocuparnos? ¡Entérate en este artículo de Futuro Eléctrico!

¿Qué residuos producen los paneles solares?

Sustitución de panel solar dañado | Basura de paneles solares

Los paneles solares son un dispositivo que puede aprovechar la energía del Sol para posteriormente transformarla en energía térmica o fotovoltaica. Son la mejor manera de generar electricidad a través de fuentes renovables, de hecho, la solar es la fuente de energía con mayor crecimiento mundial. Al respecto, un panel solar tiene un tiempo de vida útil de aproximadamente 25 años. Pero ¿qué se va a hacer con la basura de paneles solares cuando terminen su ciclo útil?

Los principales residuos que generan los paneles solares son desechos electrónicos solares. El tratamiento inadecuado, unido a la lentitud con la cual se descomponen, hace que sea un inconveniente para todos. Si tenemos en cuenta que actualmente los desechos electrónicos se calculan en unos 45 millones de toneladas métricas al año, cabe esperar que con los desechos de los paneles solares esta cifra se duplique, según alertan Dustin Mulvaney y Morgan D. Bazilian.

Además, los paneles solares están compuestos de células fotovoltaicas, plomo, vidrio,  entre otros materiales, que no pueden ser reutilizados por su suciedad. Lo peor es que, en algunos casos, su contacto puede ser dañino. Por ejemplo, los materiales como el plomo son contaminantes a largo plazo, llegando a liberar gases que pueden ser perjudiciales para la salud de los humanos y generar problemas en los riñones, pulmones, sistema nervioso y otros órganos. Los niños son especialmente vulnerables a los efectos tóxicos del plomo.

Según la Agencia Europea de Medio Ambiente (AEMA), se estima que para el año 2030 se estarán viendo los efectos de estos residuos, debido al incremento de este tipo de basura en un 3000 %. Para el 2050, se tendrá aproximadamente entre 60 y 78 millones de toneladas de residuos de paneles fotovoltaicos por todo el mundo, donde países como China, Japón, Estados Unidos y Alemania serán los mayores generadores de este tipo de basura de paneles solares.

Te sugerimos leer:

¿Qué pasa con los paneles solares cuando ya no sirven?

Campo solar

Cuando estos dispositivos dejan de funcionar, bien sea porque cumplieron su ciclo de vida útil, bien porque se rompieron, van directamente a la basura. Muchas veces ni siquiera pasan por un proceso de clasificación y separación de lo que puede ser útil y de lo que no es aprovechable.

No obstante, existen dos formas de reciclaje de paneles solares:

  • Reciclaje térmico: Para el reciclaje de los residuos de los paneles solares térmicos, se queman los plásticos para separar las células del vidrio.
  • Reciclaje mecánico: En este caso, se trituran para extraer materiales importantes y luego se obtienen materiales secundarios.

En la Unión Europea las leyes obligan a distintos países a garantizar el proceso de reciclaje correspondiente. Sin embargo, esta legislación suele ser muy vaga y generalista. Y, por otra parte, no existen instrucciones claras de cómo reciclar la basura de paneles solares. Del mismo modo, los ensamblados con adhesivos y selladores dificultan su separación.

Por ejemplo, Francia es el único país del mundo con una planta de reciclaje fotovoltaico de silicio a escala comercial. Lo que hacen es triturar los paneles y, posteriormente, utilizar una técnica óptima para recuperar silicio de baja pureza. Esta tiene un 94,7 % de tasa de recuperación de los materiales del módulo fotovoltaico basado en silicio cristalino, lo cual es bastante genial, pero no tiene la capacidad para procesar todos los desechos a nivel mundial.

Te puede interesar:

Posibles soluciones a la basura de paneles solares

Desechos electrónicos

Recolectar, recuperar y reciclar los paneles solares de plata y silicio es una posibilidad. Sin embargo, no existe voluntad de definir políticas claras para que esto suceda prontamente. De hecho, si la basura común que se genera diariamente ya tiene métodos poco saludables y sostenibles de eliminación qué quedará para este tipo de residuos.

También está el hecho de que el 75 % del material que se separa es vidrio, que es, en teoría, fácil de reutilizar en nuevos productos, pero no es rentable. O, al menos, los recicladores han señalado que deja una muy baja ganancia, lo que ralentiza que se tome este tema con seriedad y celeridad.

Ante esto, un equipo dirigido por científicos del Laboratorio Nacional de Energía Renovable pide que para que el reciclaje sea económicamente rentable se tengan en cuenta procesos donde los metales y minerales se recuperen con alta pureza. De acuerdo con Garvin Heath, autor principal del estudio, el objetivo es tener un proceso integrado que pueda «ir tras todos estos materiales y no tener que pasar en cascada de un reciclador a otro».

¿Qué dicen los estudios sobre la basura de paneles solares?

Instalación de panel solar

Por el momento, el uso de paneles solares representa poco riesgo para la salud humana, según la Agencia Internacional de la Energía (IEA). Otros estudios plantean que la basura de paneles solares no es especialmente riesgosa, contaminante o perjudicial. El profesor Andrew Blakers, director del Centro de Sistemas de Energía Sostenible de la Universidad Nacional Australiana, en una publicación de Renew Economy, aseguró que estos residuos no son un problema significativo ni a largo ni a corto plazo.

Pero, como en la mayoría de las situaciones, existen dos caras de la moneda. Para otros el panorama cambiará para finales de la década, cuando se espera que aproximadamente 8 millones de toneladas de paneles solares fotovoltaicos lleguen a los vertederos de todo el mundo, esto de acuerdo a un reciente estudio publicado en la revista científica Nature Energy.

Otro asunto de debate es el tema del reciclaje de estos paneles. En opinión de la Dra. Deepika Mathur, investigadora de la Universidad Charles Darwin de Australia, hoy en día existe la creencia de que toda la basura puede ser reciclada. Pero esta afirmación no es precisamente cierta. Comenta que el 90 % de un panel solar es vidrio, por tanto, debido a sus impurezas, solo está pensado para un solo uso. A ello se agrega que la opinión más popular es que el reciclaje de paneles solares no es rentable.

Aún así, existen estudios de la IEA que plantean que esta actividad podría convertirse en una industria global de USD 15 mil millones para 2050. Asimismo, otras investigaciones señalan que se podrían obtener ganancias de hasta USD 12 por cada panel solar reciclado.

Ante todo el panorama de la basura de paneles solares es evidente que se necesitan debates y propuestas mucho más fuertes, audaces y que verdaderamente conlleven a una solución definitiva a este nuevo problema que enfrentará el mundo.

Palabras finales

No se trata de dejar el tema bajo el tapete o esperar a que haya tantos desechos en la Tierra que los efectos se observen en la salud de las personas que viven cerca a los vertederos. El objetivo es que desde ya se empiece a conversar sobre el tema. Sabemos que la energía solar es beneficiosa y generosa con el medioambiente, pero no por eso debemos pasar por alto sus residuos.

Cabe señalar que este problema no es exclusivo de la energía solar, la energía eólica también tiene desechos de los cuales advierten los expertos. ¿Qué pasará con las palas y aerogeneradores en el futuro cuando cumplan su ciclo? Ahora, ¡queremos saber tu opinión! Déjanos un comentario en la sección inferior.

Te invitamos a conocer más acerca de la energía solar:

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here