¿Te imaginas vivir en un mundo donde no tengas que manejar tu vehículo? Pues ya puede ser una realidad con la llegada de los coches autónomos. Lo que está en tendencia es una nueva generación de autos que tienen la capacidad de imitar el comportamiento humano para el manejo.

La llegada de los coches autónomos responde a lo que ha sucedido en otros sectores, que se busca que los dispositivos y nuevas tecnologías puedan realizar acciones más humanas. Pero para entender en profundidad esta nueva apuesta de coches, es importante comprender qué son, cuándo llegarán, así como sus ventajas y desventajas.

¿Qué es un coche autónomo?

Persona usando un smartphone en un vehiculo automano

Los coches autónomos son aquellos que tienen la capacidad de manejarse a sí mismos, como que si tuviesen un conductor. Este tipo de vehículos puede frenar, adelantar a otros carros, estacionarse, respetar las señales de tránsito, entre otras cosas. Los coches autónomos se han denominado como el futuro de la conducción.

Una de las características de este tipo de vehículos es que pueden percibir toda la información de su entorno. De manera que puedan tomar mejores decisiones para el manejo. Una persona puede ser capaz de establecer el destino al cual se dirigirá el coche autónomo, pero no necesita tomar ninguna acción.

Estos coches autónomos pueden funcionar gracias al uso de diversas tecnologías. Entre ellas se encuentra que cuentan con reproducción cartográfica del terreno. Lo que permite que el vehículo se pueda desplazar sin ningún tipo de problemas.

Además, tienen incorporados sistemas de GPS, radares, visión computarizada por cámaras, sensores y láser. En la mayoría de los casos estos hardware están conectados gracias a la inteligencia artificial y pueden cargar datos en la nube.

Los coches autónomos actualmente se encuentran en desarrollo. Su integración en las rutas convencionales todavía no es óptima, debido a que se necesitan realizar ajustes de seguridad vital. Así lo han informado empresas encargadas del diseño de prototipos de autos autónomos como Google, BMW y Volvo.

El sector automotriz ha avanzado muchísimo, sobre todo porque ha sabido integrar las nuevas tecnologías. De hecho, este tipo de coches incluyen motores eléctricos e incluso ya se comercializan coches semiautónomos.

Sin embargo, no todo es color de rosa para el camino de los coches autónomos. Este tipo de autos encuentra una fuerte oposición, debido a que hace algunos años hubo un accidente mortal en el que estuvo involucrada la empresa Uber. Dicha compañía estaba probando su servicio con un coche autónomo cuando una mujer resultó arrollada. Desde entonces, se suspendieron las pruebas con este tipo de vehículos.

Historia de los coches autónomos

Coche autómatico mercedes Benz

Se dice que en 1939, en la feria de muestras Futurama patrocinada por General Motors, fue cuando se presentó el primer vehículo autónomo. Este era controlado por un circuito eléctrico en el pavimento de la carretera.

En 1968, Continental puso en marcha su primer vehículo sin conductor. El mismo recorrió la pista de pruebas Contidrom de Continental. El Dr. Elmar Degenhart, presidente de la Junta Directiva de Continental, señaló que:

El vehículo sin conductor de 1968 muestra un constante objetivo común entre el fabricante de neumáticos Continental de ese entonces y la empresa tecnológica Continental de la actualidad: la movilidad segura, limpia e inteligente del futuro.

Sin embargo, no fue hasta 1980 cuando la Comisión Europea realizó una importante inversión para el proyecto EUREKA Prometheus, que pretendía desarrollar un coche autónomo. Esto fue posible gracias a que Mercedes-Benz presentó una furgoneta que alcanzó los 100 km/h en calles sin tráfico.

El siguiente hito importante sucedió en la década de los 90, cuando dos vehículos robots VaMP y Vita-2 de Daimler-Benz y Ernst Dickmans funcionaron de forma autónoma con poca intervención humana. Estos vehículos condujeron solos por más de mil kilómetros en París. Durante esta época se realizan algunas pruebas con robots por parte de Mercedes-Benz.

Sin embargo, es en el 2014 cuando los coches autónomos empiezan a tomar forma. La empresa Audi informó al mundo que su modelo autónomo había alcanzado 240 km/h en el circuito de Hockenheim en Alemania. Uno de los hechos más particulares es que también se probó un auto tripulado y sorprendentemente el coche autónomo resultó ser cinco segundos más veloz.

En el 2015, Google diseñó una flota de 25 coches autónomos que recorrió un millón de kilómetros de forma autónoma. Solo necesitaron una pequeña supervisión humana. De igual forma, en Argentina el gobierno probó dos unidades del primer prototipo de vehículo autónomo eléctrico fabricado en ese país.

En la actualidad, estos coches autónomos se están mejorando y perfeccionando. Lo que buscan las empresas es que las carreteras sean mucho más seguras para que se puedan comercializar a gran escala. Sin embargo, lo que se ha visto es que los nuevos modelos son mucho más precisos en el manejo.

Cómo funcionan los autos autónomos

Sensores activos en carro automano

El funcionamiento de los coches autónomos tiene mucho que ver con el funcionamiento estándar de cualquier máquina. Es decir, debe tener un hardware que responda a una programación previamente cargada al software. Estos coches tienen parámetros bien definidos, por lo que no excederá su límite de velocidad permitido, a menos que cambie su configuración.

Además, los sofisticados algoritmos pueden descifrar los datos que se vayan recolectando y almacenando. Esta información es procesada por un ordenador alojado en el maletero, los cuales generan 1 terabyte de datos en una hora. Es decir, tienen una potencia extraordinaria.

Los vehículos de este tipo tienen una red de señales electrónicas que descifran los datos recibidos. Esto permite que puedan frenar, girar o acelerar, según sea necesario.

Por su parte, el funcionamiento depende de los componentes del hardware. Para ello debe hacer uso del sistema de navegación inercial (INS, por sus siglas en inglés). Este sistema también ayuda a que pueda tener una mejor ubicación espacial, debido a que el GPS puede tener algunos errores.

Entre los sensores que necesitan los coches autónomos se encuentran los medidores láser, un radar, un lídar y vídeo. Estos datos se recopilan de forma continua y permite establecer el mapeo del entorno, la localización y la detección de obstáculos.

En cuanto al software, se utiliza el machine learning con el propósito de que el coche pueda entrenar y responder ante algunas situaciones. Algunas de ellas pueden ser qué debe hacer si un peatón cruza la calle, cómo actuar en caso de que haya obstáculos, etcétera. El machine learning permite que esto sea más sencillo. De lo contrario se deberían configurar cientos de algoritmos de respuesta.

De igual forma, utilizan distribuciones de probabilidad. Esto permite que el coche pueda predecir su posición y la de los objetos que identifica.

Niveles de conducción autónoma

Waymo, coche autónomo de Google

Existen varios niveles de conducción autónoma. La primera fue realizada por la NHTSA en el 2013. Este organismo se encarga de responder por la seguridad de las carreteras y los coches en los Estados Unidos. La organización presentó una escala con cinco niveles de automatización, de 0 a 4.

Ese mismo año, el Instituto Federal de Investigación de Carreteras (BASt) en Alemania, presentó otra clasificación. Esta se divide en cinco niveles que son: solo conductor, asistida, automatización parcial, automatización elevada y automatización completa.

En el 2014, la SAE, la sociedad de ingenieros automotrices realizó su propia clasificación, diferente a las anteriores. Esta tiene seis niveles de automatización, de 0 a 5. En este artículo, hablaremos acerca de la clasificación propuesta por la SAE, debido a que es la más popular.

De hecho, la NHTSA adoptó este sistema de clasificación en el 2016. Abandonando su propia clasificación. Incluso algunos organismos e instituciones han señalado que es la clasificación más apropiada. Esto se debe a que se centra más en el nivel de atención e intervención del humano en la conducción.

Nivel 0

En este nivel no existe la automatización de la conducción. Todas las actividades son realizadas por el propio conductor del vehículo.

Nivel 1

El vehículo cuenta con algún sistema de automatización de la conducción. Puede ser que ofrezca una ayuda para que se mantenga en el carril. Pero solo es eso, una pequeña orientación al conductor, quien debe seguir atento a todo lo que suceda a su alrededor.

En este nivel el funcionamiento del sistema puede estar muy limitado y no necesariamente responderá de manera satisfactoria. Por su parte, el conductor es quien está a cargo de todas las tareas.

Nivel 2

El funcionamiento del sistema puede estar limitado a ciertas funciones. No obstante, el coche cuenta con sistemas de automatización de la conducción para el movimiento. En este nivel, el vehículo tiene automatización parcial y puede actuar de forma independiente. Un coche de este nivel es el Nissan Qashqai con ProPilot y el SEAT Ibiza 2017.

Nivel 3

Si el sistema lo solicita o se produce un fallo, el conductor debe estar preparado para intervenir. No obstante, el sistema tiene capacidad de respuesta ante la necesidad de realizar movimientos o de responder ante objetos y eventualidades. En el nivel 3 de automatización todavía se necesita la presencia y atención del conductor.

Nivel 4

En el nivel 4 es cuando desaparece la figura del conductor. Ya no es necesario que esté preparado en caso de que el sistema presente alguna falla. En este nivel el sistema cuenta con detección y respuesta ante objetos, con control de movimiento longitudinal y lateral. No obstante, puede que se requiera la intervención humana en casos donde el coche no sepa cómo actuar.

Nivel 5

No es necesario un conductor en el vehículo. Este coche debe ser 100 % autónomo y tener una capacidad de respuesta ante todo lo que se le presente. En caso de fallos, el sistema de automatización de la conducción cuenta con un sistema de respaldo. En cualquier circunstancia el vehículo debe poder conducir porque no existen limitaciones en su sistema.

Te puede interesar: Tesla estaría cerca de la autonomía nivel 5 | Así lo asegura Elon Musk

¿Y cómo está el mercado?: empresas de coches autónomos

Circuito de prueba de vehiculos autonomos

Los vehículos autónomos en la actualidad son una buena forma de ver aplicado el internet de las cosas. Son varias las marcas que tienen sus propios prototipos de estos coches, en distintos niveles de automatización. También algunas compañías han presentado dispositivos que permitirán mejores el rendimiento de los coches autónomos. Las principales marcas que apuestan por la automatización de los coches son:

Bosch

Bosch es una empresa que pretende impulsar el mercado de los coches autónomos. Por ello ha logrado mejorar su tecnología de cámaras para el automóvil usando la inteligencia artificial. Además, presentó un sensor LIDAR (Laser Imaging Detection and Ranging).

Según la empresa, el LIDAR viene a complementar los sistemas de cámaras y radares. Para que estas tres tecnologías en conjunto puedan brindar información fiable en la conducción. El LIDAR emite rayos de luz láser infrarroja que rebotan en los objetos y permiten al sistema identificar a qué distancia se encuentran estos objetos. Bosch espera que con esta tecnología se alcancen coches robotizados con una automatización entre el nivel 3 y 5.

Delphi

El objetivo de Delphi es llevar los coches autónomos a las masas, por ello ha creado la filial Aptiv. De esta manera, la empresa tendrá dos propósitos fundamentales. El primero, con Delphi Technologies, se especializará en el desarrollo de motores, tanto de combustión como eléctricos. El segundo, con Aptiv, se enfocará en el vehículo conectado y autónomo.

Esta empresa pretende reducir el costo de la tecnología de conducción autónoma en más del 90 % para el 2025. Acerca de cuándo presentarán su propio prototipo no hay información, pero desde el 2018 se encuentran trabajando en este modelo autónomo.

Toyota y Denso

El 2019 fue un año de alianzas. Una de las más populares fue la encabezada por Toyota y Denso, debido a que se asociaron para el desarrollo de chips de autoconducción. La idea central es que puedan ser usados en la industria automotriz y, especialmente, en coches autónomos. Este año las empresas tenían previsto iniciar sus operaciones con una inversión multimillonaria y cerca de 500 empleados.

Google

Google tiene en funcionamiento Waymo, uno de los coches autónomos más populares. Waymo, a diferencia de otros vehículos, no necesita la red de redes para circular con toda seguridad por las carreteras. Este proyecto lleva más de diez años (en un inicio recibía el nombre de Google self-driving car project) y hace poco dio el salto al nivel 4.

Tesla

Bien es sabido que Elon Musk apuesta por la tecnología desde hace varias décadas. Tesla ha demostrado que llegó para quedarse en el sector de los coches eléctricos. Era de esperar que también se interesara por los vehículos autónomos. Y la manera de hacerlo es por la puerta grande, muy al estilo de Elon. La empresa busca lograr coches con una automatización total. De hecho, recientemente el emprendedor afirmó que el nivel 5 de autonomía podría estar muy cerca.

De momento, los coches autónomos de Tesla tienen un sistema de conducción autónoma nivel 2. Sin embargo, desde la compañía aseguran que el Autopilot, equipado con cámaras, un radar, una supercomputadora y un software, puede soportar un nivel de conducción autónoma total.

Nissan

Nissan gracias al proyecto HumanDrive desarrolló un vehículo autónomo. En este proyecto se hizo uso de la inteligencia artificial, lo que permite que el coche pueda utilizar la experiencia para manejar escenarios y soluciones en el tráfico.

El vehículo recibe el nombre de Nissan Leaf. Su desarrollo tomó cerca de 30 meses. Posee diferentes radares y cámaras que han permitido al automóvil tomar decisiones de forma autónoma. Además, ha superado con éxito dos pruebas de funcionamiento en Reino Unido.

Volvo y Uber

Volvo es una de las empresas que ha tenido alianzas más importantes para la fabricación de coches autónomos. En ese sentido, Volvo y Uber recientemente presentaron un Volvo XC90, un coche listo para la conducción autónoma. Este vehículo incorpora muchos sensores que facilitan su funcionamiento. Además, han integrado sistemas redundantes, los cuales se activarán en caso de que los sistemas primarios fallen.

Al respecto, Håkan Samuelsson, CEO y presidente de Volvo Cars, señaló: «Creemos que la tecnología de conducción autónoma nos permitirá mejorar aún más la seguridad, cimiento de nuestra compañía. A mediados de la próxima década esperamos que uno de cada tres coches que vendamos sea completamente autónomo».

Por otro lado, Volvo también estableció un importante acercamiento con Google, específicamente con su filial Waymo. Lo que se busca es integrar la conducción autónoma en una nueva plataforma de vehículos eléctricos. Con esta asociación esperan el lanzamiento internacional del Waymo Driver, en los próximos años.

General Motors

General Motors es una de las empresas que está haciendo mayor esfuerzo para que los gobiernos mejoren la seguridad vial. Aseguran que de esta manera los coches autónomos puedan entrar en funcionamiento de forma más rápida.

Esta empresa automotriz esperaba presentar su coche autónomo a finales del año pasado. Sin embargo, han decidido retrasar este evento. Aseguran que se centrarán en ampliar su infraestructura de pruebas en San Francisco.

Audi

Audi no ha dudado en mostrarnos cómo esperan que sea el futuro. Hace algunos meses lanzaron al mercado el Audi AI:ME, un vehículo eléctrico con sistema de conducción autónoma nivel 4. Como su nombre lo indica para que este auto fuera diseñado se utilizó muchísimo la inteligencia artificial y el machine learning.

El AI:ME se operará por medio de un smartphone. De igual forma, está diseñado para interactuar con otros vehículos y con la infraestructura vial mediante luces y algunas señales de comunicación.

Apple

El titán de la tecnología también ha puesto la mira en los coches autónomos desde hace unos años. Sin embargo, los datos de qué es lo que harán aún están difusos. De momento, se sabe que compró la startup Drive A.I, especializada en el desarrollo de tecnologías con vistas a la automatización de los coches.

No obstante, las previsiones de luz verde para Apple no están tan claras en el sector de la automatización. Según el analista de Guidehouse Insights, Sam Abuelsamid, el gigante tecnológico es una de las compañías candidatas a desaparecer de este negocio durante los próximos años.

Precio de los coches autónomos

coches autónomos

Los coches autónomos pueden llegar a ser tan costosos que muchos pretenden comercializarlos bajo la modalidad carsharing. Esta tendencia es un modelo de alquiler de vehículos, es decir, una persona puede rentarlo para usarlo durante algunas horas o días. Este alquiler se debe reservar con antelación.

Ahora bien, los modelos presentados por Tesla pueden llegar a costar en promedio 30 000 dólares. Pero no todos los modelos se pueden guiar por este valor. Esto se debe a que algunos serán más completos que otros, e incluso de en qué nivel de automatización de la conducción se encuentren.

El costo final también dependerá en gran medida del año de lanzamiento de estos vehículos. De momento, las marcas se encuentran en fase de experimentación y desarrollo. Algunas ni siquiera han querido revelar las especificaciones de sus coches autónomos, mientras que otras apuestan a que este tipo de coches se integren como taxis.

Por otro lado, la marca sueca, Volvo, ha sido bastante optimista al afirmar que ofrecerá un sistema de conducción 100 % autónomo en los próximos años. De acuerdo con Volvo, su precio superará los 11 000 dólares. Sin embargo, esta información falta por confirmarse debido a que los escépticos aseguran que es un valor bastante bajo.

Vehículos autónomos: ventajas y desventajas

Modelo de coche autónomo interior

Beneficios de los autos autónomos

  • Los coches autónomos contribuirán a aumentar la seguridad vial, reduciendo de esta manera el número de accidentes automovilísticos. Esto también será mucho más seguro para los peatones.
  • Gracias a las técnicas desplegadas para la conducción se puede aumentar la calidad del aire. Cabe señalar que las marcas buscan que los autos no solo sean autónomos, sino que también sea eléctricos, lo que reducirá la contaminación.
  • Se reduciría el número de multas, ya que los coches autónomos no pueden violar la ley. O al menos no deberían estar programados para cometer ningún tipo de infracciones.
  • Las personas que no saben conducir o que tienen alguna incapacidad, igualmente pueden llegar a su destino. Solo deben establecer una ruta en el vehículo.
  • Se espera que baje el precio de los seguros para coches.
  • La movilidad vial puede ser más fluida, especialmente en las grandes ciudades.
  • Al tener autonomía total, los pasajeros no tendrán que preocuparse por nada, pues su intervención será mínima o nula. En casos donde se realicen viajes largos los ocupantes del coche pueden ver una película o leer un libro.
  • Tienen más espacio en su interior. La mayoría de los coches autónomos no cuentan con frenos ni con volantes.

Desventajas de los autos autónomos

  • La principal desventaja de los coches autónomos es que serán bastante costosos. Principalmente, porque se trata de una tecnología novedosa y, de hecho, ni siquiera se sabe cuándo saldrán al público.
  • Puede ser perjudicial para la privacidad. Estos autos se comunican mediante satélites y necesitan estar en línea constantemente. Lo que le puede dar una idea a terceros de dónde te encuentras y hacia dónde te diriges.
  • En caso de que el sistema del vehículo autónomo falle, el ser humano correrá peligro.
  • Antes del 2030, los camiones automatizados podrían reducir la demanda de transportistas entre un 50 % y un 70 %.
  • Las compañías aseguradoras podrían sufrir un desequilibrio económico. El cliente tendrá mayor poder de negociación y existirá menor probabilidad de siniestro.
  • Los talleres mecánicos también podrían experimentar una bajada en su economía. Este tipo de coches presentan menos averías y tienen menor costo de mantenimiento.
  • La publicidad de vehículos puede transformarse drásticamente. Ya no se intentará vender individualmente a un determinado prospecto de cliente, sino que se busca que los coches autónomos sean adquiridos en flota.
  • Habrá menos oportunidades de empleo. Por ejemplo, ¿qué pasará con las personas que hoy en día están a cargo de manejar el transporte público?

RecomendadoTransporte del futuro | ¿Cómo será? ¡Abróchense los cinturones!

El futuro de los coches autónomos

Coche autónomo

No existe una fecha concreta para que los coches autónomos circulen por las carreteras de los distintos países. Aún queda un largo camino por recorrer. Existen dos obstáculos fundamentales que deben ser superados. El primero de ellos es que las carreteras deben tener mejores señalizaciones y buena infraestructura. Lo segundo es que las marcas deben trabajar en sus circuitos para probar el funcionamiento de estos vehículos.

Sin embargo, algunos expertos como Strategy Analitics señalan que podría ser una realidad antes del 2038. Estos autos de igual manera necesitan estar conectados. Es cierto que con las redes actuales pueden navegar, pero alcanzarán un mejor funcionamiento con el 5G y el 6G. Estas redes serán las encargadas de transmitir la información que recogen los sensores.

Mientras que BI Intelligence ofrece una proyección mucho más cercana. Ellos en un estudio señalaron que para el 2025 cerca de 14 millones vehículos semi o totalmente autónomos estarán circulando en los Estados Unidos.

Por otro lado, el futuro de los coches autónomos no llegará sin un marco jurídico. Se debe modificar la legislación vigente a fin de poder establecer responsabilidades en el manejo vial. ¿Qué pasará si dos coches autónomos colisionan? ¿Cómo se determinaría la culpabilidad?

Palabras finales

La autonomía parece ser el nuevo santo grial. De allí que los coches autónomos tengan una pronta llegada para irrumpir, para bien o para mal, en la movilidad y en la vialidad. Sin duda, nos esperan tiempos llenos de expectativas porque la tecnología amenaza con estar inmiscuida en todos los aspectos de nuestra vida.

Recomendado14 tecnologías del futuro | Las innovaciones que cambiarán el mundo

DEJA UNA RESPUESTA

Please enter your comment!
Please enter your name here